¿No que estamos en “AUSTERIDAD”?

 

El 17 de julio pasado, el presidente Leonel Fernández mencionaba en su discurso que para enfrentar la crisis el gobierno recortaría sus gastos, que la República Dominicana debía entrar en un periodo de “austeridad”. Y, en una demostración de que el gobierno también se “apretaría” su cinturón, planteó la reducción en un 5% de los sueldos de los empleados del gobierno cuyos salarios se encuentran en una escala entre 151 mil y 200 mil pesos.

Sin embargo, este gobierno no pensó en austeridad a la hora de construir el Metro de Santo Domingo, cuya inversión al 2007 era de 15 mil millones y se estima que la inversión total rondará los 25 mil millones de pesos. Tampoco nos dice mucho sobre la “austeridad” de este gobierno que, para el 2007, el gasto corriente (es decir los gastos en sueldos, servicios, viaticos, gastos de representación, etc.) representaba alrededor de un 12% del PIB, es decir, unos 161 mil millones de pesos.

Pero, aún más, se nos sigue hablando de austeridad cuando la Cámara de Diputados acaba de aprobar un proyecto de ley “que autoriza a las instituciones centralizadas y descentralizadas del gobierno  a entregar un bono escolar o salario 14 a los empleados públicos todos los años, durante el mes de julio” (1). El bono se pagará de acuerdo a la siguiente escala: 80% para los que ganan hasta dos salarios mínimos; 60% para los sueldos equivalentes de 4 a 8 salarios mínimos; 40% para los que ganan entre 8 y 11 salarios mínimos; y 30% hasta 12 salarios mínimos. Este bono tambien incluye a los empleados y empleadas de los ayuntamientos, así como también a las personas pensionadas y jubiladas del sector público.

Entonces, preguntemonos ¿de qué “austeridad” nos estan hablando? Más bien lo que estamos viendo es una especie de redistribución dentro de la nominilla gubernamental. A menos que ahora a eso se le llame “austeridad”.

¿Qué moral se tiene para hablarle de austeridad a las más de 4 millones de personas pobres de este país, a las cuales el dinero apenas les alcanza para cubrir sus necesidades básicas? Son esas personas las que viven la “austeridad” día a día. No porque quieran, sino porque este sistema necesita que se mueran de hambre para que unas pocas personas puedan disfrutar de una vida de lujos.

ABRAMOS LOS OJOS A NUESTRA REALIDAD.  QUE NO NOS ENGAÑEN CON EL DISCURSO DE “AUSTERIDAD”.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s